Publicidad en
17 de Agosto. 05:48 horas
Facebook El Correo Extremadura Twitter El Correo Extremadura  
 
Últimas noticias de actualidad de Extremadura en El Correo de Extremadura
Ir a Inicio
 
Viajes y Turismo
'EXTREMADURA SABE'

Viajar al pasado pisando las grandes ciudades

17 de Noviembre | 12:14
Viajar al pasado pisando las grandes ciudades
Pasear por la Alcazaba árabe más grande de Europa, pisar la arena donde dos milenios atrás luchaban los gladiadores, admirar la belleza de una ciudad Patrimonio de la Humanidad convertida en plató de rodaje internacional, o pasear de una a otra de las tres culturas en tierras de un importante fuero medieval: todo es posible en Extremadura.

El patrimonio histórico extremeño habla al visitante del rico pasado que se fue conformando por las diferentes civilizaciones que aquí se aposentaron. Para descubrirlo, basta con acercarse a sus principales urbes. Si realizamos una ronda por las ciudades de nuestra región podemos descubrir la desigual influencia que cada cultura o civilización otorgó a esos territorios.

Restos árabes, monumentos romanos, calles medievales y cultura moderna. Las principales ciudades extremeñas componen un mosaico de obligada visita que puede iniciarse en Badajoz: población fronteriza erigida por IbnMarwan sobre un asentamiento visigodo junto al Guadiana. La capital pacense respira historia en cada una de sus calles. Lugares como la Plaza Alta, las Casas Mudéjares, las Casas Coloradas, o el convento de las Adoratrices adornan un paseo que debe llevar a la cima de la Alcazaba. Recinto que ya se puede visitar en todo su recorrido, es decir, 360º de visita desde cuyas murallas se obtiene las mejores vistas de la ciudad: tierras portuguesas, y las aguas del Guadiana que reflejan el perfil de la Catedral, o de la Ermita de la Soledad, paisaje que contrasta con la moderna arquitectura del Palacio de Congresos y del Museo Extremeño e Iberoamericano de Arte Contemporáneo, MEIAC.

No le va a la zaga Cáceres, cuyo casco antiguo ostenta título de Patrimonio de la Humanidad concedido por la UNESCO en 1986. Sus murallas árabes guardan el segundo mayor aljibe del mundo, un barrio judío, restos romanos, calles medievales y fachadas renacentistas. Desde la Plaza Mayor se observa la Ermita de la Paz y la torre árabe del Bujaco que compite con los torreones de los Púlpitos y de los Pozos. Tras pasar el Arco de la Estrella, el paseo debe llevar a los palacios Episcopal y de Carvajal, la Concatedral de Santa María, la iglesia de San Francisco y las numerosas casas palaciegas que salpican la ciudad. Tan fascinante es este último recorrido ya por la parte vieja, que grandes producciones audiovisuales se han fijado y han elegido Cáceres como plató de cine, al margen de otros municipios extremeños, atrayendo a cientos de técnicos audiovisuales, actores y curiosos. Una elección que no ha sido casual, ya que la Junta de Extremadura ha propiciado y trabajado con todos los recursos a su alcance hasta conseguir que ‘Extremadura de Cine’ sea un recurso turístico más de la región. Un recurso que nos posiciona ante el mundo como algo más que una región histórica. Nos posiciona como lo que somos: una región de presente y futuro, llena de posibilidades.

Y otro enclave más que no puede faltar en nuestra visita. Fundada por Octavio Augusto en el año 25 a.C. para acoger a los soldados veteranos de las campañas del norte de Hispania, Mérida fue capital de la Lusitania y, hoy lo es de la Comunidad Autónoma. La fusión de antigüedad y modernidad se observa en su título de Patrimonio de la Humanidad y en las nuevas construcciones (el Puente Lusitania, el Palacio de Congresos) que jalonan su perfil. Monumentales vestigios se alzan entre sus calles, destacando el circo romano, el Acueducto de los Milagros, las Termas de San Lázaro, el Templo de Marte, el de Diana, el Anfiteatro o el Teatro que acoge el Festival de Teatro Clásico, un referente cultural internacional.

La capital del Jerte, Plasencia, creció en zona fronteriza hasta que el Fuero de Plasencia la convirtió en lugar común de árabes, cristianos y judíos. Su casco antiguo acoge edificios religiosos y civiles orlados con elementos románicos, góticos, platerescos y renacentistas. Así, destacan sus dos catedrales (la Vieja y la Nueva), la Casa del Deán, el convento de Las Claras o la Casa Palacio de los Monroy. Sin olvidar un patrimonio natural formado por varios parques (Los Pinos, La Coronación, Los Caídos, La Isla, El Cachón y San Antón) que se pueden disfrutar de muy diferente manera.

Extremadura Sabe’ porque conocemos y no dejamos de admirar lo que tenemos y lo que atesoramos. Ahora solo falta continuar el trabajo que se está llevando a cabo para que la región pueda ser disfrutada por todos, pero no solo como reclamo turístico, gastronómico, patrimonial o histórico sino también como región de inversión. ‘Extremadura Sabe, ¿lo sabes tú?’

Puedes encontrar más información en la página web www.turismoextremadura.com


   




ElCorreoExtremadura.com | Todos los derechos reservados. Contacto - ¿Quiénes somos?
© EL CORREO EXTREMADURA
EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.