24 de Marzo. 16:30 horas
Facebook El Correo Extremadura Twitter El Correo Extremadura  
 
Últimas noticias de actualidad de Extremadura en El Correo de Extremadura
Ir a Inicio
 
Toda la actualidad de Extremadura

El ruido

17 de Diciembre | 11:16
El ruido
Es preciso saber que todas las personas necesitan evadirse de vez en cuando para no juzgar. Al ser éstos días, días previos a las fiestas navideñas, están los establecimientos hosteleros llenos de gente, de tal forma que las comidas se convierten en meriendas y éstas en cenas casi sin darse cuenta nadie, improvisando sobre la marcha. Se hace ruido, fíjense ustedes, dentro y fuera del barrio de la Madrila y en otros lugares. Así es. 

Asisto a una conferencia-charla impartida por un empresario de la construcción de fuera de aquí. Sus afirmaciones sosegadas vienen a decir algo que cualquiera que piense un poco sabe: que terminó la época de la bonanza económica de antaño y que ya nada volverá a ser igual. Habló de infraestructuras, de la importancia de un aeropuerto y unos buenos trenes. Habló de la obra pública hecha por la empresa privada como inversión generadora de unos ingresos privados y no tan dependiente del presupuesto público, tan esquilmado como está con tantos recortes y restricciones de techo de gasto, y que anda justo para atender la sanidad y la educación. Habló de las empresas que manejan fondos de pensiones privados y de su posible interés en invertir en proyectos de infraestructuras en tierras como la extremeña. Había unas cincuenta personas escuchando, lo cuál no está mal un 14 de diciembre con comidas de funcionarios, abogados  y políticos por todas partes. 

Hace tiempo que pienso sobre estas cuestiones, el estado de bienestar tal como lo conocimos no va a volver, pero se necesitarían personas que supieran explicar los cambios y hacerlos, aunque eso significara ser “arrojados a la pira”, que sin duda alguien prendería para “quemarlos vivos”. No se puede seguir así, a golpe de subvención y de empleo público porque no hay trabajo en condiciones y no se cotiza. Aunque soy consciente de que mientras el voto recibido por unos dependa de otros necesitados, el círculo vicioso se cierra sobre ambos en unos intereses comunes que permiten y alimentan lo qué ahora mismo sucede. 

No todos malviven, claro. Y ahí, en la absoluta seguridad de que no se malvive si se saben jugar bien las cartas, estriba la segunda parte del enunciado. Hay toda una clase política apoyada sobre organizaciones que perviven promocionando al vasallo, asegurándose así la lealtad de éste y su entrega absoluta. Sin riesgos. 

En tiempos pequeños abunda la gente pequeña. Y la que se lo hace, para no desentonar. En los lugares provincianos si te da por analizar las fotos preceptivas de cualquier acto público, observas las mismas caras, los mismos gestos y ademanes. Y hasta la misma música. Forman un circuito de relaciones que se alimenta de si mismo, bautizos, bodas y entierros...como en una novela costumbrista. Se ayudan entre sí, por eso sobreviven. A cualquier asalto. Están bien de este modo. Por derecho, piensan ellos. El orden natural se mantiene, amigos. 

Carmen Heras


Piensa con los pulmones
ElCorreoExtremadura.com | Todos los derechos reservados. Contacto - ¿Quiénes somos?
© EL CORREO EXTREMADURA
EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.