Publicidad en
16 de Diciembre. 10:57 horas
Facebook El Correo Extremadura Twitter El Correo Extremadura  
 
Últimas noticias de actualidad de Extremadura en El Correo de Extremadura
Ir a Inicio
 
Toda la actualidad de Extremadura

¡Non dormire possumus!

24 de Septiembre | 10:51
¡Non dormire possumus!
Me van a permitir ustedes que no escriba al rebufo de la ya famosísima “antítesis doctoral” de nuestro presidente D. Pierre “nodoyuna” y dedique mi parrafada a hablarles de un tema que, aunque conocido, sigue teniendo una gran actualidad, o al menos para algunos ciudadanos de este país es un tema recurrente y de difícil solución.                                                    

Me refiero a la contaminación acústica, al ruido, a la algarabía, al escándalo, al bullicio y alboroto que hace que decenas de miles de personas no puedan descansar y conciliar el sueño por las noches durante más de 100 días al año. En mis tiempos de presidente de la AAVV de la Zona Centro de Plasencia y miembro de la Junta Provincial de Seguridad Ciudadana allá por los años 90, este tema ya era peliagudo y, se intentaba poner parches para contentar a unos y otros sin que el resultado fuera satisfactorio, especialmente para los sufridores del exceso de decibelios. Y lo malo de este asunto, a pesar de sentencias como las de la Madrila cacereña, es que seguimos igual. Hay un sector de la población que banaliza este problema y que ignora las consecuencias que para la salud tiene el no poder conciliar el sueño e incluso creen que los que se quejan lo hacen de vicio y sólo por incordiar.

También están los propietarios de esos locales, que argumentan que tienen que ganarse la vida y no hay derecho a que se les limiten los horarios y los decibelios, argumento tan absurdo como falaz donde los allá ya que, a otros negocios comprendidos entre los insalubres, molestos, nocivos y peligrosos se les niega la licencia de apertura en zonas residenciales. Además, las zonas denominadas como de la “movida”, sufren también un deterioro económico y social, las viviendas pierden valor en el mercado y sólo, en algunos casos, se pueden vender por una ínfima parte de su valor de compra. Los que pueden permitírselo emigran a otros barrios de la población dejando viviendas vacías, lo que trae como consecuencia el abandono y la marginalidad.                                                          

Las autoridades se han ido quitando el muerto de encima y lo que fue competencia de la Junta ahora lo es de los ayuntamientos que son incapaces, en la mayoría de los casos, de hacer que se cumpla la legislación. Sólo cuando vecinos, hartos del “choteo” de la administración, recurren a la vía judicial y hay sentencias dolosas para políticos que hacen dejación de funciones y para empresarios que se pasan la legislación por el arco del triunfo, vienen las lamentaciones por supuestas sentencias injustas, apoyadas por los palmeros de siempre que hacen del delito un logro del que pavonearse. 

Miren ustedes, conciliar el sagrado derecho al descanso con el ruidoso ocio nocturno es imposible por muchas normas que se pongan y por muchos horarios que rijan. Los centros de ocio nocturno deben estar alejados de las zonas residenciales con sus correspondientes servicios de transporte público para evitar accidentes. Los bares de copas, discotecas y demás negocios que tienen un horario crepuscular, tienen que tener su espacio en lugares donde no molesten ni sean molestados. Lo que está claro, se pongan como se pongan los que esgrimen eslóganes que fomentan la contaminación acústica nocturna, es que el derecho a poder dormir está por encima del de hacer el cafre por las calles de madrugada o el de esparcir decibelios a diestro y siniestro.

Espero que, en las próximas elecciones autonómicas y municipales, los partidos políticos incluyan en sus programas electorales medidas para que se proteja la salud y el derecho al descanso de miles de ciudadanos y también para que los amantes de la algarabía nocturna tengan lugares donde disfrutar del desenfreno y del frenesí hasta que sus cuerpos serranos aguanten.

DB



ElCorreoExtremadura.com | Todos los derechos reservados. Contacto - ¿Quiénes somos?
© EL CORREO EXTREMADURA
EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.