Publicidad en
22 de Mayo. 00:03 horas
Facebook El Correo Extremadura Twitter El Correo Extremadura  
 
Últimas noticias de actualidad de Extremadura en El Correo de Extremadura
Ir a Inicio
 
Toda la actualidad de Extremadura

El manso de Pontevedra

16 de Mayo | 12:05
El manso de Pontevedra
Ayer mientras desayunaba y ojeaba la prensa nacional, tan predecible como siempre, he recordado como llama un buen y querido amigo mío al Sr. Rajoy, “el manso de Pontevedra”. A mi amigo, hombre cabal, de gran formación y nada sospechoso de pertenecer a las mesnadas de la izquierda patria, le hierve un tanto la sangre cuando nuestro presidente del gobierno reacciona, con esa cachaza que le caracteriza, ante los agravios que un día sí y otro también recibimos los españoles de bien por parte de secesionistas, filoterroristas y demás pelachufas que están empeñados en acabar con la democracia y el estado de derecho en España

Al Sr. Rajoy le ha tocado gobernar España en unos momentos bastante complicados, yo diría que los más complicados de nuestra joven y titubeante democracia. El Sr. Zapatero dejó este país, aunque no lo quieran reconocer los del “capullo en la mano”, hecho unos zorros económicamente hablando y a punto de ser intervenido por la UE. Además, y para más “inri”, dejó a los secesionistas catalanes con la escopeta del separatismo cargada después de que diera el visto bueno al famoso “estatut” y, dijera aquella frase tan bíblica de “lo que aprobéis en Cataluña, se aprobará en Madrid”.                                                                                                                                

Las medidas económicas tomadas por el gobierno de “el manso de Pontevedra” y, a pesar de que mucha gente tuvo que apretarse el cinturón, fueron muy eficaces y hoy nuestra economía muestra grandes signos de recuperación que espero que desemboque en salarios más justos. Pero, no cabe la menor duda que estamos en el buen camino.

La corrupción en su partido le ha creado muchos quebraderos de cabeza, en todos los sitios cuecen habas y donde menos se piensa salta la liebre. No se puede negar la evidencia y, en el PP ha habido algunos ladrones de guante blanco que han hecho su agosto particular con eso de la “cosa pública” pero, aunque no sea un consuelo, igual o menos que en otros partidos que han tenido responsabilidades de gobierno. Chorizos los hay desgraciadamente en todos los sitios, incluso entre los que presumen de puros y castos. Sin embargo, el gobierno del “manso de Pontevedra” es el que más ha legislado contra la corrupción y más respeto ha tenido ante la actuación de la justicia, eso es innegable. El linchamiento que algunos medios han ejercido sobre D. Mariano y su partido no tiene parangón en la historia de la España democrática, ni el terrorismo de estado ejercido por el PSOE del Sr. González, ni los ERES andaluces la mayor granujada en euros contantes y sonantes, recibieron y reciben los varapalos a los que se está sometiendo al PP. No hay excusa para nadie, pero la justicia debe ser igual para todos y el trato informativo también. Un sinvergüenza lo es “per se” y no por pertenecer a un partido o a otro. Eso de la ética de la izquierda ya no se lo cree nadie y los que presumen de puros y castos aún no han mirado debajo de su cama.   

El asunto catalán, que como he dicho anteriormente, ya se fue cocinando en la segunda legislatura del “gafe leones”, tiene más peligro de lo que parece y, mientras unos responderían mandando los tanques a las Ramblas, otros por el contrario abrirían la espita del plurinacionalismo y convertirían a España en un país de reinos de taifas donde me temo que algunas comunidades las iban a pasar bastante canutas. No es fácil acertar y, sobre todo, hacer cumplir la Constitución sin estridencias. El Sr. Rajoy está demostrando un temple digno de un gran estadista y anteponiendo la paz social a los deseos de unos y otros de liarla parda. Las leyes deben cumplirse y los tribunales están para hacerlas cumplir. Las fuerzas y cuerpos de seguridad del estado garantizarán los derechos de todos y el orden constitucional. Afortunadamente vivimos, de momento, en un estado de derecho.

No creo yo, contradiciendo a mi amigo, que D. Mariano sea manso, es más, como ya he dicho algunas veces, en un país serio (España desgraciadamente no lo es) el Sr. Rajoy estaría considerado como un grandísimo presidente. La prudencia no es mansedumbre y aquí en España sabemos mucho de donde nos han llevado los políticos imprudentes. Por eso, prefiero a un manso de Pontevedra que a un bravo de Barcelona que va pegando derrotes a diestro y siniestro sin ninguna fijeza o, a un morucho del barrio madrileño de Tetuán falto de casta y con aviesas intenciones.    

DB



ElCorreoExtremadura.com | Todos los derechos reservados. Contacto - ¿Quiénes somos?
© EL CORREO EXTREMADURA
EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.