Publicidad en ElCorreoExtremadura.com
18 de Diciembre. 17:44 horas
Facebook El Correo Extremadura Twitter El Correo Extremadura  
 
Últimas noticias de actualidad de Extremadura en El Correo de Extremadura
Ir a Inicio
 
Opinión-Editorial
MIS MARTES AL SOL

Antonio Pérez lleva el almendro ecológico por el mundo

6 de Febrero | 12:19
Antonio Pérez lleva el almendro ecológico por el mundo
Los pioneros son tipos que se adelantan a su tiempo y se embarcan en aventurasa veces arriesgadas, pero también apasionantes; sea explorando nuevas tierras, o nuevos usos de ellas, o iniciando nuevas actividades. En 1990, ante la posibilidad de que los agricultores de almendros extremeños consiguieran unos fondos europeos y se asociaran para no quedar fuera de este sector, Antonio Pérez propone la creación de una SAT (Sociedad Agraria de Transformación) que nace con 890 Has, 150 productores y 2 millones de ptas. de capital social. En 1996 se convierte en la primera empresa en Española de frutos secos ecológicos, PASAT, e inician una travesía del desierto, en una Comunidad Autónoma en la que el sector ecológico se le trató torpe e incluso miserablemente.

Recorrer los pueblos explicando a los agricultores que el almendro tenía que pasar de ser un cultivo marginal, a otro en el que se hicieran las labores adecuadas y que la gente se asociara e inscribiera en ecológico, era una tarea de titanes. Y si además les decían que iban a comercializar directamente los productos todavía eran más escépticos, a pesar de que el almendro se adapta muy bien al cultivo ecológico, lo mismo que la higuera, el nogal y el pistacho, como se ha ido viendo con el transcurso del tiempo. El asunto es que hoy hay en Extremadura más de 9.000 hectáreas de estos cultivos, el 50 por ciento en regadío y un 10 por ciento en ecológico.

En el año 2.000, Antonio empieza a salir al exterior y a recorrer las principales Ferias BIO de Europa, casi sin ayuda oficial, mientras la Comunidad de Andalucía se vuelca en apoyo de sus productores. En 2010, cuando ya la demanda ha crecido de forma razonable, crean BIOTERRA, instrumento con el que comercializan sus productos e imagen de marca de más de 50 referencias. Con 600 agricultores y más de 3000 has superficie de cultivo propias, más los productos que adquieren a otros agricultores del sector, llevan a 22 países una serie de productos de excelencia; Almendras crudas, repeladas, fritas, garrapiñadas, caramelizadas etc.; delicias de almendra y chocolate, higos secos, bombón de higo con chocolate negro, blanco, canela, etc.; turrón de almendra duro y blando, mazapán, etc.; aceite de almendra dulce...

Para que se hagan una idea del salto que pega esta pequeña empresa les diré que de 150.000 euros facturados al principio, pasa a facturar 11 millones de euros en 2017. Más importante todavía es saber que durante los años de “la crisis económica” BIOTERRA ha crecido del 25 al 30 por ciento anual, algo insólito en el mundo empresarial en general y en el extremeño en particular.

Todo ello se debe tres cosas fundamentales: a la calidad y variedad de productos que han sabido elaborar, preparándose técnicamente cada día mejor e innovando permanentemente; al reforzamiento de un equipo comercial especializado, que se recorre permanentemente las principales ferias y mercados de los países en los que encuentras mayor demanda de sus productos; y a la asistencia técnica que prestan a sus asociados para que las labores se ejecuten adecuadamente y en su tiempo. Ahí tiene toda la explicación de la calidad del producto final, y de que eso de la trazabilidad sea algo más que una palabra, cosa que además saben explicar bien en sus textos comerciales, haciendo pedagogía de lo que es producir alimentos siguiendo las técnicas del cultivo ecológico.

Presentes en 22 países, principalmente en CentroEuropa (Francia y Alemania), Países Nórdicos, Australia, EE.UU., Canadá y Portugal, inician ahora la penetración en China y Japón, mientras preparan sus nuevos objetivos: Triplicar todo el proceso productivo: Nuevas líneas de procesado; Triplicar la capacidad de almacenamiento; y duplicar las instalaciones de frío.

La última innovación en la que trabajan es en la LINEA BIOTERRA PREMIUN. Es una gama de PRODUCTOS GOURMET ECOLÓGICOS, elaborados con la mejor variedad de almendras del mundo: MARCONA. Los que conocen el mundo de la almendra saben de qué estamos hablando. Esto les permitirá entrar en los mercados de la alimentación internacional mas especializada. Para todo ello han decidido incorporarse a la certificación IFS (International Food Standard)

Y crear un servicio de investigación sobre nuevas variedades en sus propias instalaciones.

Antonio ha dejado atrás una etapa llena de riesgos, sacrificios, aprendizajes, etc., en una tierra en la que todo es más difícil. Ahora está metido en otra más compleja, de trabajo en equipo y de una toma de decisiones compartida. De innovación permanente y de cambios en la estructura interior de la empresa, para adaptarse a una sociedad y a unos mercados a los que ya no se va con la maleta de productos en la mano, porque estamos en una época en la que la información y el comercio viajan a la velocidad de la luz. Ahora a la calidad del producto hay que sumarle muchas cosas más. El pionero y emprendedor del que les hablo hoy ha subido estas escaleras, peldaño a peldaño y sabe bien a estas alturas que a la cultura del esfuerzo, hay que unir la del trabajo en equipo, y estar dispuesto a reinventarse todos los días. Creo que la andadura de BIOTERRA no ha hecho más que empezar.



Lo más leído en Opinión
ElCorreoExtremadura.com | Todos los derechos reservados. Contacto - ¿Quiénes somos?
© EL CORREO EXTREMADURA
EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.