Publicidad en
17 de Diciembre. 14:54 horas
Facebook El Correo Extremadura Twitter El Correo Extremadura  
 
Últimas noticias de actualidad de Extremadura en El Correo de Extremadura
Ir a Inicio
 
Opinión-Editorial
MIS MARTES AL SOL

El trasiego entre lo privado y lo público

14 de Febrero | 11:54
El trasiego entre lo privado y lo público
Acabo de hacer una grata visita a las instalaciones antiguas y modernas de dos marcas legendarias de la alimentación en España, como son FRUCO y APIS y ello ha removido mis recuerdos, poniéndome a escarbar y rastrear un proceso que a su vez me pone a meditar una vez más sobre el trasiego que siempre hubo entre lo público y lo privado. Con la ayuda de internet, la buena digitalización de “El País” y los testimonios de algunas personas que tienen en el disco duro de su memoria los recuerdos de las cosas importantes que han ido viendo acontecer.

Empiezo a pensar en la vieja CONSIBER y sus zumos y salsas FRUCO, como una de las primeras divisas que teníamos en las dos Vegas del Guadiana, a la que por cierto vino a trabajar como técnico José Mª Coronas, un “Comisario del Partido Comunista de España” que quería meternos a todos en el mismo molde, aunque algunos le saliéramos respondones. A partir de ahí la historia que recorre la vieja empresa que fuera inaugurada por Franco, es un vaivén que marea. Promotores privados protagonizan aquella iniciativa empresarial, buscando materia prima barata y sueldo bajos, que es a lo que se venía a Extremadura, hasta que al final tiene que intervenir el INI (Instituto Nacional de Industria) a través de Carcesa, adquiriendo Consiber y siguiendo el papel que siempre ha jugado el sector público en España: ayudar al sector privado, comprándole lo que no quiere y vendiéndole (o regalándole) las gangas que si quieren; sean empresas, cajas de ahorro, bancos, etc. Así fue como Carcesa fue pasando de mano en mano, como la falsa monea, por las multinacionales Nabisco; United Biscuits; Kraft (la segunda nacional alimentaria del mundo), hasta que llegó NUEVA RUMASA, que fue la que vino arropada por el Comité de Empresa y regalando una paga a los trabajadores, para acabar expoliando y vaciando las arcas de la empresa delictivamente, hasta que el juzgado tuvo que intervenir. Si quieren un ejemplo más cercano inverso, pregunten cómo hizo el "INI extremeño" la empresa Coficasa y cómo la regaló a una empresa privada por cuatro perras, sin que nadie diera la menor explicación de aquel asunto, de más de mil quinientos millones de pesetas.

Lo importante en el caso de APIS y FRUCO, que me sirve de reflexión, es que agotados todos los vaivenes de idas y venidas turbias, que en el INI (hoy SEPI) deben conocer bien, estas dos marcas legendarias de alimentos extremeños se haya salvado e incluso se estén potenciando gracias a la gestión inteligente de un Grupo Cooperativo extremeño que crece cada día más con las armas con las que debe crecerse: participación y cohesión de los socios, equipo de gestores eficientes y preparados y una Presidencia que sabe mantener las buenas relaciones con la Administración, al tiempo que conserva siempre su independencia. Con estas armas va incorporando estas nuevas empresas a su estrategia de grupo y va realizando las reformas que necesitan para recuperar un mercado en el que tienen productos que rayan con la excelencia.

Cuando en una Comunidad como la de Extremadura hay cooperativas de este nivel es con ellas con las que hay que volcarse y no con las que sabes que acabarán en la quiebra. Es cierto que al Grupo ACOPAEX se le apoya en no pocos proyectos importantes, como son cierto los riesgos que éste asume en las iniciativas continuas que va tomando. Pero a lo mejor ese apoyo puede mejorarse. Pongo un ejemplo: ¿A quién ha ido a parar y en qué condiciones la moderna empresa TOMCOEX, del desaparecido Grupo Cooperativo ACOREX?.¿Por qué no se concedió a ACOPAEX, líder en Europa del sector del tomate, que ya ha demostrado su buena gestión, la solvencia y la seriedad en las propuestas que presenta?

Mi conclusión final es que lo público debe ser gestionado siempre con eficacia por personas competentes y no por la cantidad de golfos y corruptos que por este sector han desfilado (en Extremadura hemos tenido algunos de ellos, de triste recuerdo). Si en esa gestión pueden colaborar o participar empresas sociales, como las cooperativas ejemplares que citamos, mejor todavía. En cualquier caso, los responsables políticos del sector público y las entidades a las que pertenecen, deben tener una transparencia absoluta, dando cuentas permanentemente de todas sus actuaciones. En algunos de los responsables de la empresa pública en Extremadura, quienes les nombraban buscaban más un esbirro que ejecutara las consignas que se le daban, que una persona recta y eficiente, capacitada para una gestión acertada e inteligente. ¿Es necesario citar nombres de uno y otro color político?


ElCorreoExtremadura.com | Todos los derechos reservados. Contacto - ¿Quiénes somos?
© EL CORREO EXTREMADURA
EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.